HAY UN TEMA ECONÓMICO

Tanto el Torneo Litoral Norte como el campeonato regional de selecciones departamentales (que hace un par de temporadas se vienen disputando en el segundo semestre del año y que para este 2017 estaban planificados para esa época) están en suspenso. Más allá de algunos cambios de autoridades que retrasaron la planificación de los torneos, también hay una cuestión económica.

El desarrollo de estos dos campeonatos se ha llevado a cabo gracias a un importante apoyo económico por parte de la Federación Uruguaya de Básquetbol (FUBB). Los clubes del litoral dividieron gastos con la FUBB y financiaron estos torneos que se desarrollaron con gran éxito en las pasadas temporadas. El tema es que ahora la realidad económica de muchos clubes de la zona ha cambiado y lo que decidieron la mayoría fue que para que se jueguen esos torneo deberan ser financiados de forma íntegra por el órgano que regula el básquetbol nacional.

Este hecho se dio en medio de un momento complicado de la Organización de Básquetbol del Litoral (OBL) que, ante el cambio de autoridades que sufrieron tanto la Liga de Paysandú (tuvo elecciones y ya tiene nuevo presidentes) como la Liga de Soriano (destituyeron al presidente y aún no tienen sustituto), se está reestructuranndo y aún no ha podido concretar una reunión con todos sus nuevos miembros como para definir el presupuesto y la organización del segundo semestre de la temporada 2017.

Con la intención de jugar estos dos campeonatos, autoridades de la OBL se contactaron con neutrales de la FUBB, pero decidieron dejar la definición de la situación para después de la disputa de la serie de la Copa América que se jugará en Uruguay (del 28 al 30 de agosto) ya que ahora es en eso en lo que están enfocados los neutrales de la federación.

Deja un comentario