BOMBAS PARA PELEAR POR EL QUINTO

Con un último cuarto plagado de triples importantes, Uruguay derrotó a Venezuela en cifras de 73-66 y clasificó al partido por el quinto puesto del Sudamericano U17. El equipo “celeste” dominó gran parte del juego, pero sufrió una reacción del rival sobre el cierre que llegó a ponerse en juego. En base a triples y libres, Uruguay liquidó el partido.

De la mano de Santiago Vescovi, Uruguay dominó el comienzo del partido. El equipo “celeste” fue muy intenso en primera línea, corrió tanto desde robos como desde la defensa de su rebote, jugó con Vescovi como base, encontró puntos en las manos del escolta de Bohemios, tuvo un triple de Rodrigo Coelho y puso un parcial de 17-7 en los primeros siete minutos de partido. Venezuela sufrió la defensa rival, forzó mucho sus ofensivas, abusó de los tiros largos y careció de gol. La selección “vino tinto” aprovechó pérdidas consecutivas de su rival, anotó dos triples, puso un parcial de 8-1 y cerró el primer cuarto a tres de Uruguay (15-18).

Un doble rápido de Vargas le permitió a Venezuela ponerse a uno en el comienzo del segundo chico. De ahí en más, el período fue todo “celeste”. A lo hecho por Vescovi se le sumaron las actuaciones de Franco Bianchi y Nicolás Andreoli, más un buen ingreso de Franco Villalba, y Uruguay puso un parcial de 24-6 con el que sacó la máxima de 19 (42-23) de cara al descanso largo. La defensa continuó siendo la principal arma de un Uruguay que no dejó jugar cómodo a su rival en todo el chico y que se aprovechó tanto de los bajos porcentajes como de las pérdidas de su rival para jugar a su ritmo.

El comienzo del tercer cuarto fue parejo. Venezuela defendió cuadrado uno (con la referencia personal sobre Vescovi), encontró puntos de contraaque y de segunda oportunidad mediante los que intentó reaccionar, pero Uruguay se mantuvo arriba en el marcador gracias a la zona 2-3 que propuso en defensa y a lo hecho por Andreoli y Bianchi (este último lastimó con la caída hacia el aro tras los bloqueos directos) en ofensiva. De a poco la selección “vino tinto” reaccionó. El equipo venezolano alternó un triángulo dos con las referencias personales sobre Vescoiv y Andreoli con el cuadrado uno y una presión zonal con atrapes en todo el campo, anotó puntos a distancia, corrió la cancha con efectividad y se logró poner a 11 de cara al último descanso del juego.

Venezuela defendió en zona 2-3, corrió desde la defensa de su rebote, fue vertical y continuó su reacción. Dentro de un juego que no fue buen y en el que las pérdidas y los tiros errados fueron frencuentes, la selección venezolana puso un 9-4 y se colocó a seis (54-6) a cinco minutos del final del partido. Tras un minuto de tiempo solicitado por Leonardo Zylbersztein, Uruguay, que también defendió en zona 2-3, encontró dos triples (uno de Villalba y uno de Vescovi), puso un 6-0, recuperó 12 de renta y respiró un poco en el trámite. Venezuela pasó a defender cuadrado uno (con la referencia personal sobre Vescovi), corrió desde robos en primera línea y puso un 8-0 con el que se puso a cuatro a 2’30” del final. Tras un par de pérdidas de cada equipo, un nuevo triple de Villalba le dio siete de renta a Uruguay a un minuto del final y comenzó a liquidar el juego. Luego, en base a libres, Uruguay confirmó su victoria.

Los 73 puntos de Uruguay se repartieron de la siguiente manera: Santiago Vescovi 33, Franco Villalba 13, Nicolás Andreoli 10, Franco Bianchi 8, Ignacio Morena 4, Rodrigo Coelho 3 y Lucas Capalbo 2.

Ahora Uruguay volverá a jugar mañana desde las 14 horas de nuestro país el partido por el Sudamericano U17. El equipo “celeste” probablemente volverá a jugar frente a un Paraguay que supo derrotarlo en la fase de grupos.

Deja un comentario