EN EL ÚLTIMO SUSPIRO

Paraguay derrotó a Uruguay por las semi finales del Sudamericano U15 con un ajustado 73-69. El equipo “Celeste” dominó todo el encuentro, pero sufrió la defensa de su rival sobre Santiago Vescovi en el segundo tiempo y vio como los “Guaranies” revirtieron el juego en el último cuarto como para quedarse con el pasaje a la final.

seleccion-u15-2

Dos triples consecutivos le permitieron a Paraguay comenzar mejor el partido y poner un parcial de 6-3 en los primeros minutos de juego. El equipo “Guaraní” presionó en toda la cancha, fue intenso en materia defensiva, trabajó bien las ayudas del lado contrario y se aprovechó de un comienzo nervioso de Uruguay para imponerse en el tanteador. De a poco, los “Celestes” revirtieron el juego. El equipo dirigido por Marcelo Capalbo defendió bien su rebote, corrió la cancha tanto desde el rebote como desde robos de pelota, generados por la intensidad defensiva de su primera línea, cambió de hombre en los bloqueos directos desde los que intentó generar su rival, atacó en transición, jugó desde permanentes rompimientos y descargas, lastimó con alguna salida de cortinas indirectas, tuvo a Santiago Vescovi como principal vía de gol y de generación, tuvo buenos porcentajes de acierto en sus  tiros largos y puso un parcial de 21-8 con el que cerró el primer cuarto 24-14 arriba en el tanteador. Uruguay dominó a su rival desde la defensa y se aprovechó del abuso del tiro exterior que cometió Paraguay para correr la cancha, jugar cómodo y pasarle por arriba. Vescovi fue la figura de un equipo que atacó como tal, que fue solidario, que jugó tan rápido como inteligente, que siempre jugó con cuatro abiertos y que lastimó con el juego que más le gusta practicar, el de transición.

El arranque del segundo cuarto fue todo de Paraguay. La selección local alternó diferentes defensas (por momentos fue una presión en media con permanentes atrapes, por momentos fue una presión en todo el campo, por momentos fue un hombre un tanto más pasivo pero con muchas ayudas y una especial referencia sobre Vescovi), corrió la cancha, anotó a distancia y puso un 13-0 con el que pasó por tres a los tres minutos del período. Uruguay no pudo correr la cancha, vio como su rival controló a Vescovi y se quedó sin gol. El equipo “Celeste” forzó sus ataques, perdió pelotas, abuso del tiro exterior y no pudo cortar el buen momento del rival. Igualmente, el equipo dirigido por Capalbo salió de ese mal momento. Con la rotación, los “Celestes” aumentaron la intensidad de su primera línea defensiva, corrieron la cancha, volvieron a encontrar a Vescovi con mayor facilidad, lastimaron desde sus rompimientos y con 12 puntos del escolta de Bohemios pusieron un parcial de 18-1 con el que sacaron la máxima de 14 sobre el final del primer tiempo. Vescovi lastimó al rival de todas las maneras. El capitán de la selección anotó a distancia, lastimó con rompimientos hacia el aro, asistió cuando tuvo que hacerlo (terminó el primer tiempo con 21 puntos y 4 asistencias) y fue el líder ofensivo del equipo. Aprovechando un técnico cobrado a Uruguay, Paraguay cerró mejor el primer tiempo y se fue solo 11 abajo al descanso largo.

Paraguay comenzó mejor el tercer cuarto. El equipo local presionó en toda la cancha, practicó una defensa espejo con Santiago Vescovi, trabajó bien las ayudas del lado contrario, lastimó a distancia, corrió la cancha y puso un parcial de 17-6 con el que igualó el partido en 48. Uruguay no pudo correr la cancha, no encontró a su principal exponente ofensivo ante la defensa rival y se quedó sin gol. Las ofensivas “Celestes” fueron forzadas, los porcentajes de acierto fueron muy bajos y Uruguay vio como su rival se acercó en el tanteador. Jugando desde bloqueos directos para Valentín López, cargando bien el rebote ofensivo y con buenos minutos de Ángel Arevalo tanto en la lucha de los rebotes como a la hora de anotar, Uruguay puso un parcial de 7-1 y sacó seis de renta. Paraguay aprovechó errores de su rival, anotó un triple y cerró el tercer chico con un 4-0 que le permitió irse al último descanso a solo dos unidades (55-53).

Paraguay mantuvo su buen trabajo defensivo, complicó a su rival y, pese a no ser nada del otro mundo en ataque, igualó el partido en 57 en el inicio del último cuarto. El equipo “Guaraní” sacó a Vescovi del juego y complicó demasiado a un Uruguay que no solo se quedó sin su principal vía de gol sino que, además, no pudo nutrirse de una de sus mayores armas ofensivas, el contraataque. Los “Celestes” lastimaron con el juego de sus internos de frente al aro, cargaron bien el rebote ofensivo y pusieron un 4-0 con el que tomaron cuatro de renta y un poco de aire, pero corriendo desde robos en primera línea Paraguay colocó un 4-0 y volvió a igualar el marcador. Con más ganas que básquetbol y dentro de un partido que se entreveró mucho y en el que reinaron las malas decisiones, Uruguay logró entrar, con Arevalo como principal figura, tres arriba a los últimos 2’30” (66-63). Uruguay tuvo pérdidas consecutivas, desaprovechó situaciones ofensivas, continuó sin encontrar a Vescovi y recibió un parcial de 9-0 con el que Paraguay pasó por seis a 36 segundos del final. Cuando el partido parecía liquidado, un rápido triple de Guillermo Curbelo y una recuperación le devolvieron la esperanza a Uruguay que volvió a atacar. López tuvo la oportunidad de empatar el juego, pero su tiro entró y salió del aro y Paraguay liquidó el punto con libres.

Los 69 puntos de Uruguay se repartieron de la siguiente manera: 25 Santiago Vescovi, 14 Valentín López, 14 Ángel Arevalo, 9 Guillermo Curbelo, 4 Antonio Núñez y 3 Ezequiel Piñeiro.

Uruguay dejó todo hasta el final y estuvo muy cerca de obtener el pasaje a la final, pero se escapó en los últimos minutos. Paraguay cerró mejor el punto y se quedó con el triunfo. Ahora los “Celestes” deben levantar rápido la cabeza y luchar por el tercer puesto ante Venezuela desde las 19 horas de mañana. Más allá de la medalla de bronce, ganar mañana permite clasificar al Pre-mundial U16 del año que viene que era el objetivo de este equipo al viajar a Paraguay.

Un comentario de “EN EL ÚLTIMO SUSPIRO

  1. Grande los pibes de uruguay ; se mandaron tremendo partido ante el anfitrion y con la gente en contra metieron la garra charrua .
    Lastima no se dio el resultado ; pero ORGULLOSO DE LOS U15 … FELICITACIONES

Deja un comentario