LO DEJÓ SIN INVICTO

Biguá derrotó a Malvín en cadetes y le quitó el invicto. El “Pato” de Villa Biarritz no contó con su principal figura, Nicolás Andreoli, pero realizó un muy buen trabajo y se quedó con el punto para la tala de posiciones. Tras un mal primer cuarto, el visitante revirtió el juego y ganó con un ajustado resultado final de 74-67.

Malvin vs Bigua U17

Malvín presionó en toda la cancha desde el primer minuto de juego, alternó momentos de presión zonal con momentos de presión al hombre, corrió tanto desde robos como desde la defensa de su rebote, fue vertical y, pese a desaprovechar algunas situaciones de contraataque, colocó un parcial de 18-7 en los primeros nueve minutos de partido. Nicola Pomoli, Felipe García y Theo Metzger fueron las principales vías de gol de un Malvín que se mostró mejor que su rival en el inicio. Biguá se vio superado, careció de generación de juego, pero con dos libres de Marcos Geller se fue al primer descanso 9-18 abajo en el tanteador.

El “Pato” cambió el partido en el segundo cuarto. Logró superar la presión rival pasándose un poco más la pelota y escapando de las esquina, para evitar atrapes, cambió de hombre en los bloqueos directos, mejoró las ayudas del lado contrario, corrió desde la defensa de su rebote, cargó bien el rebote ofensivo y revirtió el juego. Joaquín Pascual tuvo un muy buen ingreso en este período y se transformó en la principal vía de gol de su equipo. El chico perteneciente a la generación ’00 anotó a distancia, convirtió en corrida, robó pelotas y fue el líder de la reacción de su equipo. Malvín no pudo correr y se quedó sin gol. El “Playero” forzó demasiado sus ofensivas, abusó del tiro exterior y recibió un parcial de 23-14 que dejó el partido igualado en 32 de cara al descanso largo.

El comienzo del tercer cuarto fue parejo. Biguá jugó al ritmo de Hernán Álvarez, generó desde bloqueos directos, encontró puntos tanto en las manos de Pascual como en las de Nicolás Vázquez y tuvo gol. Malvín, por su parte, lastimó con sus internos de frente al aro, encontró puntos tras descargas cortas, cargó bien el rebote ofensivo y se mantuvo en juego. Tras algunos minutos de paridad y de que los equipos se alternaran en el liderazgo del tanteador, Biguá comenzó a alejarse en el tanteador. El “Pato” cargó el rebote ofensivo, tuvo buenos minutos de Marcos Geller y abrió siete (51-44). Un buen ingreso de Rodrigo Coelho y el trabajo de Felipe García desde la base, le permitieron a Biguá reaccionar y ponerse a dos, pero un triple de Álvarez llevó a Biguá a ingresar al último descanso cinco arriba (55-50).

Malvín cargó el rebote ofensivo, encontró puntos en las manos de Metzger y puso un 6-0 con el que pasó por uno en el inicio del último cuarto. Lastimando con rompimientos y descargas cortas, el “Pato” concretó un rápido 4-0 con el que pasó por tres. El “Playero” jugó desde bloqueos directos, jugó al ritmo de Pomoli, lastimó con Metzger y colocó un parcial de 5-0 con el que pasó por dos. Geller se nutrió de las descargas cortas de sus compañeros para colocar cinco puntos consecutivos y liderar un parcial de 5-0 que le permitió a su equipo entrar cuatro arriba a los 2’30” finales. Un doble de Franco Canavessi y un libre de Pomoli le permitieron a Malvín ponerse a uno, pero un triple de Joaquín Pascual hizo que Biguá retome cuatro de renta a 1’30” del cierre. Lugo de un doble del local, una conversión de dos puntos del mismo Pascual hizo que Biguá ingrese a los últimos cuatro minutos de partido cuatro arriba en el marcador. Sebastián Pereira anotó un libre y le permitió a Malvín ponerse a tres. En la recarga, Álvarez consumió segundos, penetró y descargó para un Nicolás Maurno que liquidó el partido con un triple a 14” del final.

 

Deja un comentario