DIFERENCIA INESPERADA

En juveniles, Biguá venció a Hebraica Macabi con un holgado 85-67. El equipo de Villa Biarritz dominó el partido desde el comienzo del segundo cuarto, llegó a sacar hasta 30 puntos de diferencia máxima y no tuvo inconvenientes para vencer a su rival de turno. El “Pato” comenzó su andar por la serie uno con un 3-0.

Bigua vs Hebraica U19

El partido comenzó mejor para Hebraica Macabi. El equipo visitante jugó desde bloqueos directos para Octavio Medina, revirtió bien la pelota ante la defensa de atrapes que propuso su rival para enfrentar estas situaciones, encontró dos triples consecutivos en las manos de Lucas López y puso un 6-2 en los primeros minutos de juego. Rápidamente Biguá cambió el trámite del partido. El equipo local lastimó con situaciones de alto-bajo, tuvo un muy buen inicio de partido de Facundo Grolla, encontró puntos en las manos de Joaquín Jones que no solo corrió la cancha sino que además encontró puntos a partir de salidas de cortinas indirectas y revirtió el juego. Biguá logró contener la principal vía de generación de juego de su rival, atrapando en los bloqueos directos a Octavio Medina (bien defendido por Grolla durante gran parte del partido), contraatacó de buena manera y puso un 13-0 que le permitió pasar por nueve a tres minutos del final del primer cuarto. Lo del “Pato” en materia defensiva fue muy bueno durante gran parte del primer período. Impidió que su rival corriera la cancha con un buen trabajo de balance, no permitió que Agustín Viotti asumiera responsabilidades en ataque, controló a Octavio Medina y logró pequeñas diferencias tempranas en el juego. Hebraica Macabi corrió desde la defensa de su rebote ante un Biguá que comenzó a abusar del tiro exterior, fue vertical, encontró puntos en las manos de Medina y concretó un parcial de 9-2 que le permitió cerrar el primer cuarto solo a dos puntos de su rival.

El segundo cuarto fue todo de Biguá. El equipo de Villa Biarritz continuó realizando un gran trabajo defensivo y permitió solo ocho puntos de su rival en el período. Los dirigidos por Juan Rovira mantuvieron la defensa que realizaron durante el primer cuarto, la estiraron a toda la cancha y ampliaron la ventaja a su favor. Facundo Grolla y Alfonso Arrillaga se combinaron para lastimar en las cercanías del aro a Hebraica, Hernán Álvarez manejó bien los hilos del equipo y anotó cuando le quedaron los tiros, Felipe Martinis tuvo un muy buen ingreso y Biguá puso un parcial de 25-8 con el que logró irse 19 arriba (42-23) al descanso largo. Hebraica no tuvo ideas. Más allá de la rotación del plantel que realizó, de las variantes defensivas que intentó y de los minutos de tiempo que pidió, Leonardo Zylbersztein no pudo con la defensa rival y se vio superado.

Durante el segundo tiempo se vio más de lo mismo. Biguá puso un 22-11 en los primeros seis minutos del tercer chico y sacó la máxima de 30 unidades con la que liquidó el partido. Defendiendo en zona y lastimando desde más allá de los 6.75 metros, Hebraica logró acercarse en el tanteador pero el triunfo del “Pato” nunca estuvo en riesgo y terminó siendo por 18 unidades.

En el ganador se destacaron los 20 puntos convertidos por Joaquín Jones y los 17 que anotó Facundo Grolla mientras que el goleador de Hebraica fue Octavio Medina con 16 unidades.

 

Deja un comentario