EL ÚNICO HASTA EL MOMENTO

Goes derrotó a Trouville y concretó su primer triunfo del año en lo que a las categorías puntuables refiere. Sin jugar bien, el misionero venció a su rival de turno con un ajustado 73-72 en un partido que no tuvo como característica el buen juego pero que fue emocionante por lo que fue el desarrollo del mismo.

Goes

Trouville comenzó mejor el partido. El equipo rojo de Pocitos trabajó bien las ayudas del lado contrario, defendió su propio rebote, corrió la cancha y anotó con cierta facilidad en el inicio del juego. Pese a los atributos que mostró durante los primeros minutos del encuentro, el equipo dirigido por Augusto Pons no logró distanciarse demasiado en el tanteador y es que Goes presionó en toda la cancha, lastimó con sus internos cerca del aro y logró mantenerse en partido. Luego de estar abajo durante varios minutos del primer cuarto Goes logró pasar en el tanteador gracias a la intensidad defensiva que impuso desde el comienzo del juego y a los puntos que anotó cerca del aro. Con la presión que propuso desde el primer minuto el equipo misionero llevó a su rival al juego que “le servía” y se mantuvo en partido. Cerrado en zona 2-3 y proponiendo un juego muy vertical, Trouville cerró mejor el primer cuarto e igualó el tanteador en 16 de cara al segundo chico.

Goes comenzó mejor el segundo cuarto. Los dirigidos por Gustavo Reig continuaron presionando en toda la cancha, trabajaron bien las ayudas del lado contrario, fueron efectivos a la hora de correr la cancha, propusieron un juego de rompimientos y descargas ante defensa plantada, encontraron dos triples consecutivos y colocaron un parcial de 10-3 que les permitió sacar la máxima de 7 puntos a su favor. Trouville tuvo un mal primer tiempo en materia ofensiva. El equipo de Pocitos sufrió ante la intensidad que propuso el rival, no pudo anotar cerca del aro y dependió en demasía de los puntos a larga distancia o de segundos tiros que concretaron algunos de sus jugadores. Los locales forzaron demasiado las situaciones ofensivas y no lograron anotar con facilidad ante un Goes que no sacó grandes diferencias pero que logró mantenerse arriba en el tanteador. Con algo de Felipe Monteverde y “Juani” Ducasse, Trouville logró acortar las diferencias que lo separaban de su rival pero el visitante recuperó, rápidamente, la ventaja de 7 unidades. Un doble de Lucas Consani, tras una soberbia asistencia de Manuel Mayora que realizó un pase de aro a aro, hizo que Trouville finalizara el primer tiempo solo 5 puntos debajo de su rival.

En el inicio del segundo tiempo Trouville reaccionó. El equipo de Pocitos estiró una presión en toda la cancha y cambió el juego. Con Ducasse jugando de frente al aro el rojo se acercó en el tanteador y se puso solo a una pelota de su rival. Poco le duró la reacción a un Trouville que vio como su rival volvió a sacar diferencias rápidamente. La cuarta falta personal de Ducasse hizo que el integrante de la pre-selección U17 debiera salir de la cancha y que Trouville se quedara sin gol. Santiago Massa asumió mucho pero no fue efectivo, volvió a forzar demasiadas situaciones y no pudo suplir todo el gol que generaba “Juani”. Goes lastimó con Joaquín Borrallo cerca del aro, tuvo a un efectivo Santiago Wohlwend en los tiros a distancia y comenzó a alejarse en el tanteador. El equipo misionero comenzó a anotar en ofensivas consecutivas, no permitió que su rival corriera la cancha, defendió con una alta intensidad y no solo llegó a ganar hasta por 14 puntos en el correr del tercer chico sino que además ingresó al último cuarto con 12 puntos de ventaja.

El último cuarto fue el momento de la reacción de Trouville. El equipo de Pocitos defendió muy intenso, corrió la cancha y colocó un rápido parcial de 4-0 con el que se puso a 8 de Goes. El entrenador del misionero solicitó un minuto de tiempo en el que mandó a su equipo a defender en zona 3-2 e intentó ordenar a sus jugadores en materia ofensiva. Pese a la zona, Trouville continuó acortando las diferencias. El equipo de Pons lastimó con rompimientos por la calle central, contraatacó de buena manera y se acercó en el tanteador. Goes se apuró mucho en materia ofensiva, no tomó las mejores decisiones y no pudo mantener las diferencias. De a poco Trouville fue estirando la reacción y el 4-0 al que habíamos hecho referencia anteriormente se transformó en un 12-2 que le permitió a Trouville ponerse solo a 2 puntos de su rival cuando al partido le quedaban 5 minutos. Goes encontró un contraataque con el que recuperó 4 de renta pero sufrió un parcial de 5-0, tras una serie de rebotes ofensivos que le tomó Trouville, que lo llevó a quedar un punto abajo en el marcador del partido. El misionero lastimó con rompimientos por línea de fondo, Trouville continuó corriendo la cancha y los equipos se alternaron en el liderazgo del tanteador. Borrallo tomó un rebote ofensivo tras que un jugador de su equipo errara un libre y le permitió a su equipo tomar dos de renta a dos minutos del final. Trouville trabajó bien la siguiente ofensiva pero erró el tiro que tomó y en la recarga Goes anotó un doble que le permitió sacar 4 de ventaja a 1’11” del final. Dos libres de Monteverde hicieron que el rojo se pusiera solo a 2 unidades. Santiago Wohlwend consumió segundos con la pelota en sus manos y jugó una situación de cortina directa como para definir la ofensiva. El cambio de hombre que realizó Trouville ante esa situación complicó mucho a un Goes que perdió la pelota y que cortó a Manuel Mayora cuando el local pretendía protagonizar la última ofensiva del partido. El base perteneciente a la generación 98 anotó los dos libres e igualó el encuentro a 10” del final. Goes salió rápido, le hizo llegar la pelota a Wohlwend y cuando Santiago iba a tirar de tres puntos recibió una falta de Ducasse que pareció liquidar el encuentro. El número 10 de Goes erró el triple pero tuvo 3 libres a 3” del final que podrían haber liquidado el partido. Wohlwend erró el primero, metió el segundo y tiró a errar el tercero. El intento de errar el tercer libre fue demasiado alevoso y los jueces decidieron que Trouville sacara de costado perdiendo por 1 a 3” del final. Augusto Pons pidió un minuto de tiempo y organizó la última del encuentro para ganarlo. El equipo rojo perdió la pelota a la hora de reponer y, con ella, perdió el encuentro.

Deja un comentario