SUFRIÓ MÁS DE LO ESPERADO

Hebraica Macabi venció a Biguá en juveniles sufriendo más de lo que se esperaba. El equipo macabeo terminó ganando con un ajustado 82-76 en un partido que se definió en los últimos minutos. Hebraica estuvo arriba en el tanteador durante gran parte del juego pero nunca pudo quebrarlo y necesitó de un buen cierre para ganarlo.

El partido tuvo un comienzo entreverado. Ambos equipos tuvieron bajos porcentajes, perdieron pelotas consecutivas y anotaron poco en los primeros minutos del juego. De a poco Biguá tomó las riendas del encuentro. Lastimando desde los rompimientos de Juan Galleto y encontrando gol tanto en las manos de Alfonso Arrillaga como en las de Martín Pierri el “pato” sacó 5 de diferencia (11-6) a los 5 minutos de partido. Luego de un minuto de tiempo solicitado por su entrenador Hebraica revirtió el trámite. Los macabeos se cerraron más en defensa, trabajaron bien las ayudas del lado contrario, alternaron momentos de defensa en zona 1-3-1 con momentos de defensa en hombre, aprovecharon un momento errático de un Biguá que abusó del tiro exterior sin efectividad, corrieron la cancha al ritmo de Octavio Medina desde la defensa de su rebote y anotaron un parcial de 15-2 que les permitió pasar por 8 puntos a 1´30” del final del primer chico. Biguá se quedó sin gol, intentó generar desde semi-penetraciones y descargas pero abusó de las mismas, dudó demasiado a la hora de definir las ofensivas, terminó la mayoría de las mismas con lanzamientos forzados y permitió contraataques de su rival. Encontrando puntos a distancia en las manos de Ignacio Marra Biguá puso un 5-0 y se acercó en el tanteador pero 4 puntos consecutivos de un Medina que anotó 13 en el primer período hicieron que Macabi retome 7 de renta. Un doble de Galleto sobre el cierre le permitió a Biguá terminar el primer chico solo 5 abajo (25-20).

Biguá comenzó el segundo cuarto con un cuadrado uno defensivo (con Martín Couñago yendo sobre la referencia personal de Salvador Zanotta) pero Hebraica volvió a abrir diferencias. Octavio Medina asumió ante la defensa del rival, puso 5 puntos consecutivos y lideró un parcial de 5-0 que le permitió a Hebraica sacar la máxima de 10 en el inicio de los segundos 10 minutos de basquetbol. Biguá encontró gol jugando desde las salidas de cortinas indirectas de Couñago pero no logró acercarse en el tanteador ya que Hebraica aprovechó el regreso de su rival a defender al hombre para atacar desde Zanotta y estirar la máxima a 12 cuando al segundo cuarto le quedaban 5´30”. Corriendo la cancha y manteniendo a Medina como principal líder ofensivo el macabeo sacó 14 de máxima pero Biguá reaccionó y cerró mejor el primer tiempo. Martín Pierri tomó a Octavio Medina, Martín Couñago defendió a Zanotta y Hebraica se quedó sin gol. Pese a la zona 1-3-1 que volvió a proponer el macabeo Biguá encontró puntos en las manos de los cadetes Facundo Grolla y Martín Rojas y colocó un parcial de 9-2 que le permitió ingresar al descanso largo solo 7 puntos abajo (34-41).

Hebraica Macabi comenzó mejor el segundo tiempo. El macabeo lastimó cerca del aro con sus internos, continuó anotando de contraataque y, pese a que Medina no mantuvo el rendimiento ofensivo que mostró en el primer tiempo, recuperó 11 de ventaja ante un Biguá que continuó intentando lastimar con un juego vertical pero que no logró anotar en demasía. Biguá aumentó la intensidad de la primera línea defensiva, encontró puntos de contraataque de Martín Pierri, tuvo 3 triples de Joaquín Jones y colocó un parcial de 12-4 que le permitió colocarse a 3 cuando al tercer cuarto le quedaban 3´30”. Luego de ese parcial hubo unos minutos en los que los equipos cambiaron gol por gol. Juan Galleto anotó bandejas consecutivas tras rompimientos que generó él mismo, Agustín Zuvich pesó en la ofensiva de su equipo y ni Hebraica pudo volver a sacar diferencias ni Biguá pudo acercarse más. Los de Villa Biarritz erraron una serie de ofensivas consecutivas y Hebraica las aprovechó para retomar 8 de ventaja (62-54) pero Galleto con un doble con falta incluida, que luego terminó con el libre anotado por el base salteño, se encargó de que su equipo cerrara el tercer cuarto solo 5 abajo.

Martín Couñago colocó 6 puntos consecutivos en el inicio del último cuarto y lideró un parcial que le permitió a su equipo ponerse a 1 punto. Luego de un mal tercer cuarto, Octavio Medina reapareció en la ofensiva de su equipo, lastimó a la defensa e hizo que su equipo sacara 7, tras un parcial de 10-4. Hebraica se olvidó de Medina, intentó jugar desde Zanotta pero se encontró con una buena defensa de Biguá que volvió a dejar sin gol a su rival. Couñago, ayudado por los internos de su equipo, impidió que Salvador lastimara y a partir de ahí Biguá tuvo una nueva reacción. Facundo Grolla anotó 7 puntos al hilo, Biguá puso un 7-0 e igualó el juego en 74 cuando quedaban 2 minutos para el final. Jugando desde los posteos de sus internos Biguá complicó mucho a un Hebraica que no solo recibió puntos en la pintura sino que también sufrió cuando los internos rivales revirtieron la pelota. Un doble de Zanotta y dos libres de Medina hicieron que Hebraica colocara un 4-0 y recupere 4 de ventaja. Biguá perdió la siguiente ofensiva y Hebraica cerró el juego en base a libres.

En el ganador se destacaron los 32 puntos convertidos por Octavio Medina y los 25 que anotó Agustín Zuvich mientras que en Biguá los destacados fueron Martín Pierri y Facundo Grolla con 15 y 12 puntos respectivamente.

Deja un comentario