PARA SEGUIR TRANQUILO

La pre-selección U18 disputó su segundo amistoso y volvió a ganar. Esta vez fue ante el equipo sub 23 de Bohemios y con un ajustado 53-50. Más allá del resultado, que no es lo que más importa en estos partidos, hay que decir que Uruguay mostró un buen juego y que, pese a que hay cosas a mejorar, el cuerpo técnico se debió ir más conforme que preocupado.

Foto0440

12 de los 14 preseleccionados participaron de un amistoso que representó más oposición de lo que había sido el disputado ante los juveniles de Tabaré. Los jugadores que no se cambiaron fueron Pierino Rusch (tirón en el gemelo) y Octavio Medina (golpe en el hombro en el que había sufrido una luxación semanas atrás).

El comienzo fue todo celeste, los dirigidos por Luis Pierri defendieron bien su rebote ante un Bohemios errático, lograron correr la cancha y se encontraron con un temprano parcial de 10-2. Juan Galleto desde la base era fundamental en ese comienzo de partido. De a poco Bohemios comenzó a anotar y complicó a un Uruguay que ya no pudo correr y que, pese a trabajar bien las ofensivas ante defensa plantada y a terminar la mayoría de sus ataques con buenos tiros, se fue quedando sin gol ante los bajos porcentajes que presentó en el tiro a distancia. El albimarrón concretó un parcial de 13-2 y logró pasar por tres en un tanteador que terminó 15-13 gracias a un libre de Martín Couñago.

Aumentando la intensidad defensiva, los celestes encontraron varios robos en primera línea que le permitieron volver a correr y que le devolvieron gol. Joaquín Jones y Agustín Da Costa fueron las figuras mediante las cuales Uruguay colocó un parcial de 16-8 y dominó ese segundo chico que terminó 31-27 en favor de un equipo celeste que hacía bien las cosas.

Bohemios cargó la pintura en el tercer chico y complicó, Tortajada le dio gol a un equipo albimarrón que igual no pudo pasar al frente porque en Uruguay aparecieron los primeros triples (uno de Couñago y uno de Galleto). Estos lanzamientos desde más allá de los 6,75 metros le permitieron a los celestes mantenerse en juego e ingresar al último chico con el tanteador igualado en 41.

Bohemios volvió a encontrar puntos en Tortajada y sacó 3 en el comienzó del cuarto período. Alternando minutos de zona con minutos de presión fue como los celestes volvieron a encontrar resultados defensivos, volvieron a correr la cancha y concretaron el triunfo en base a un parcial de 10-5.

Los 53 puntos de Uruguay se repartieron de la siguiente manera: Juan Galleto 10, Martín Couñago 6, Gonzalo Díaz 2, Facundo Grolla 4, Joaquín Borrallo 2, Martín Rojas 1, Guillermo Ulery 2, Alfonso Arrillaga 6, Agustñin Da Costa 14 y Martín Trelles 6.

Deja un comentario